«entre estos georgianos y armenios suso dichos muy gran differencia enemistad y embidia tan crescida por sus costumbres y leyes que aguardan: de tal forma y guisa que el georgiano dize. Si algun hombre que nuestra ley aguarda le aconteciere passar delante las yglesias de┬Ělos armenios y tuuiere metida vna espina por medio del pie adentro trauessada no deue parar ni inclinar se en aquel tiempo para la sacar ahun que mucho le duela: porque arodillando o»