«por drecho martillo muy fuerte contra los hereges. Quantos actos hizo Johan Crisostomo aquel obispo de Constantinoble que fue llamado boca de oro por prerogatiua en la doctrina. El inclito martir y elegante orador Cibrian obispo de Carthago: el Athanasio muy insigne obispo de Alexandria. Joan damasceno Gregorio nisceno aquel Hilario pictauiense el gran Basilio de Cesarea: cuyo mere├žer de tales varones quando se houiesse de traer escripto no abastarian papel ni manos. Empero despues nascieron»